TAILANDIA
25 años de fundación

facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Las Hijas de San Pablo en Bangkok, Tailandia, una presencia particular para la misión paulina en esta parte del mundo, son el fruto del proyecto misionero de las Hijas de San Pablo suscitado en 1994, en ocasión del   Centenario del nacimiento de Maestra Tecla.

El camino ha sido abierto por el fallecido obispo George Yod Phimphisan, entonces presidente de la Conferencia Episcopal de Tailandia y presidente del Centro Católico de Comunicaciones Sociales, que quiso confiar a las Hijas de San Pablo la gestión del Centro de Comunicaciones Sociales de la diócesis.

El 21 de abril de 1994, una hermana japonesa juntos a dos hermanas filipinas – sor Yoko Abe, sor Juliet Narisma y sor Clothilde de las Llagas – llegaron al Reino de Tailandia, un país  mayormente  budista, para fundar una nueva comunidad y difundir el Evangelio a través de los medios de comunicación social. Con esfuerzo han estudiado el idioma tailandés, desarrollando al mismo tiempo el apostolado paulino. En abril de este año, la comunidad ha celebrado con alegría y gratitud el 25°aniversario de fundación.

Para conmemorar este hecho, las hermanas han realizado un peregrinaje por los lugares significativos de su camino en Tailandia y han visitado diversas comunidades religiosas y personas por las cuales fueron acogidas generosamente, contribuyendo a la presencia paulina en este bellísimo país.  En las parroquias han se han organizado muestras de libros con la presentación de la Congregación y de la misión particular. Muchas son las razones para alabar y agradecer al Señor. Con la profesión perpetua de las primeras vocaciones paulinas de Tailandia, este 25° año de fundación ha visto la coronación de tanta fe, fatigas y sacrificios. Sor Athitaya Jamoo y sor Parichat Jullmonthon, el día 15 de junio de 2019, en Bangkok, pronunciaran su para siempre entre las Hijas de San Pablo. El camino misionero y vocacional en esta “tierra de las sonrisas” continua con San Pablo como inspirador y modelo de fe en Jesucristo: «Se en quien he puesto mi confianza y estoy convencido que Él es capaz de conservar hasta aquel Día el bien que me ha encomendado» (2Tim 1, 12).

Ver el folleto: TAILANDIA: 25 años de fundación